Tras cinco meses de ir a la baja, en junio se registró un alza.

El aumento en los precios de combustibles provocó que en el mes de junio tuviera un incremento la inflación.

Esto luego de que se mantuviera durante cinco meses a la baja, según reportó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía.

Durante junio se reportó un alza del 0.39 por ciento en su índice nacional, situando la tasa de inflación en 4.5 por ciento.

La situación cobra relevancia luego de que el Inegi recabara cinco meses a la baja, pues en diciembre la inflación era de 6.77 por ciento llegando a mayo a un 4.51 por ciento.

Otros productos que subieron en junio fue la naranja, el transporte aéreo y la manzana.

Deja tu comentario

  • (not be published)